martes, 30 de mayo de 2017

Rafael Lucio Nájera

Eminente médico humanista


Dr. Héctor Darío Aguirre Arvizu
17-05-30

#Semblanza, #Efemérides, #EfeméridesMexicanas, #UnDíaComoHoy 30 de mayo de 1886 muere en la ciudad de México el distinguido científico y médico, don Rafael Lucio Nájera. Como joven médico del Colegio Militar, luchó contra los invasores norteamericanos en 1847.
Nació el 2 de febrero de 1819 en la ciudad de Xalapa, Veracruz, siendo hijo del señor, Vicente Lucio, quien falleciera siendo Rafael aún niño, y Gertrudis Nájera. 
Dr. Rafael Lucio Nájera.

Comenzó sus estudios en su ciudad natal para después continuarlos en la ciudad de San Luis Potosí, a donde fueron a radicar ante un segundo matrimonio de su madre.
En 1838 estudió medicina en el Establecimiento de Ciencias Médicas logrando titularse en 1842.
Tuvo el puesto de director del Hospital de San Lázaro para enfermos leprosos durante 17 años. Aquí realizó una larga investigación sobre el entonces llamado “mal de San Lázaro” o elefantiasis, enfermedad frecuente entre los pacientes que acudían a su hospital, enfermedad que rebautizó como “lepra manchada”. Dio a conocer sus resultados en la Academia Nacional de Medicina en 1851, y fueron publicados en 1852. Quijano-Pitman anota:
Con el entonces estudiante de medicina Ignacio Alvarado, quien posteriormente fue ministro y médico personal del Presidente Juárez y que dirigió́ la campaña contra la fiebre amarilla en Veracruz, el doctor Lucio publicó en 1852 un "Opúsculo sobre el mal de Lázaro o elefantitis de los griegos", un tratado muy completo sobre lepra, con el estudio muy acucioso de 40 enfermos; ahí se describe completa y magistralmente la forma de lepra a la que llama "Lepra conchada o Lazarina", no descrita hasta entonces, y su relato dice: "una de estas formas se caracteriza por la presencia de manchas rojas de la piel que no se encuentran descritas en ninguna obra publicada hasta hoy que yo conozca" -y agrega que- es probable que este tipo de lepra "sea propia de México y desconocida en Europa".
Entre 1855 y 1868 estuvo en Europa teniendo como objetivo conocer los avances en la medicina del continente, trayendo a México lo aprendido y realizando grandes reformas en materia de salud.
Él fue fundador, entre otros, de la Academia Nacional de Medicina y dos veces presidente de la misma, así cde la Escuela Nacional de Medicina de la Universidad Nacional.
Dr. Rafael Lucio Nájera
Ganó por oposición la cátedra de Patología Interna de la Escuela de Medicina, siendo considerado un buen comunicador y expositor. Su aplicación de la medicina estuvo llena de sentido humanitario y altruista, atendiendo a pacientes de toda clase social o estatus económico.
El doctor Lucio era un hombre muy culto y una verdadera autoridad en Pintura; en 1864 escribió un tratado clásico: "Reseña Histórica de la Pintura Mexicana de los Siglos XVll y XVIII".
Falleció el 30 de mayo de 1886 siendo sepultado en el panteón del Tepeyac, junto a los restos mortales de su esposa.
Como un reconocimiento a sus aportes a la medicina mexicana fue colocado un busto en la Escuela Nacional de Medicina, y posteriormente un monumento en Paseo de la Reforma. Además la principal calle de la Colonia de los Doctores lleva su nombre, aunque también otras de esta ciudad de México y de Xalapa. En esta ciudad existe un centro de Especialidades Médicas con su nombre.

Referencias:
Quijano-Pitman, R. La lepra de Lucio. Gac Méd Méx Vol. 132 No.3. Disponible en internet: http://www.anmm.org.mx/bgmm/1864_2007/1996-132-3-333-334.pdf [17/05/30]




D. R. 2017 Darío Aguirre


2 comentarios:

  1. En 3 ocasiones esta mal el año. Dice "En 1938 estudió medicina en el Establecimiento de Ciencias Médicas logrando titularse en 1942". Y "y fueron publicados en 1952". Hacen referencia al siglo XX cuando tendría que ser al XIX. Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mario Vázquez, gracias por las aclaraciones, y ya fueron corregidas. Agradezco mucho, realmente ya que en muchas ocasiones los lectores no están leyendo con detenimiento y comentarios de este tipo me hablan de alguien que se interesa en el tema.

      Eliminar